Festina lente
ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

{Festina lente}

{ Bitácora de José María Romera. Artículos de prensa y otros escritos }

Archivos

<Julio 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            


Documentos

  • Juego de palabras
  • Relaciones
  • Artículos
  • Varia

  • Blogalia

    Blogalia


    ©2002 romera

    Inicio > Historias > MOROS

    MOROS



    A este paso la libertad de expresión pronto podrá librarse de la censura, su peor enemigo desde tiempos inmemoriales. La censura desaparecerá porque vendrá a hacerle el trabajo otra fuerza mucho más poderosa: la autocensura. En los tiempos que corren ya no son necesarias ni policías ni leyes restrictivas; no hace falta tampoco amenazar a los escritores o a los periodistas con encarcelarlos si no miden sus palabras con el metro del poderoso de turno. En vez de meterlos entre rejas, se les mete cuatro balas como a Anna Politkovskaya y asunto concluido. A veces no sabemos apreciar en lo que valen los grandes avances de la civilización. Días pasados, con motivo de la celebración del Día de la Hispanidad, el ayuntamiento de Nueva York invitó a participar en el tradicional desfile de todos los años a las cofradías de Moros y Cristianos de Alcoy. Éstas recibieron la invitación encantadas y, por supuesto, viajaron a la capital neoyorkina con sus mejores galas. Sin embargo, conscientes de la angostura de la Quinta Avenida, redujeron sus efectivos a la mitad de lo habitual. Pero no a la mitad de las ‘filaes’ de moros y la mitad de las de cristianos. Dejaron en casa a la morisma al completo para no meterse en líos, pues no está la cosa como para ir por ahí desafiando a los seguidores de Mahoma. Las fiestas de Moros y Cristianos han aguantado a pie firme todas las críticas habidas y por haber. No han cedido un milímetro a las peticiones de integrar mujeres en sus tropas. No han hecho el menor caso a los otorrinos que les sugerían rebajar en unos decibelios el volumen de sus arcabuzazos, ni a los sabios que les reprochaban la falta de rigor histórico en sus fastuosos e inverosímiles ropajes. Hasta siguen fumando en los desfiles unos puros de campeonato con los que desafían la sagrada causa Antitabaco. Y es que las tradiciones son intocables por definición. Pero sólo son intocables hasta que alguien decide tocarlas en nombre de quién sabe qué valor superior. Curioso fenómeno.

    Publicado en Diario de Navarra, 14.10.06
    __________________________________________________

    2006-10-17 10:45 | 5 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://romera.blogalia.com//trackbacks/43793

    Comentarios

    1
    De: Rigel Fecha: 2006-10-17 12:11

    Lo de dejar a los moros en casa es una de las bajadas de pantalones más estrepitosas que se recuerdan en el orbe cristiano. El responsable de esa autocensura tendría que dimitir, ¿de qué? de lo que quiera que sea.



    2
    De: Rigor Fecha: 2006-10-17 18:37

    Habría que ver por dónde quedaban los tuyos (los pantalones, quiero decir) en caso de encontrarte frente a algún energúmeno con peligro de desencaje...



    3
    De: Mifune Fecha: 2006-10-18 00:34

    Pues para mí lo más cutre es que no hayan escuchado nunca a las mujeres de Alcoy que querían particpar en la fiesta como algo más que espectadoras y en cambio corran a renunciar a la "tradición" por irse a NY.

    Pero bueno, autocensura por religión la habido en España más en los siglos cristianos (sobre todo en el XX con las fiestas y romerías populares y el "baile a lo suelto") que en los siglos "moros" y nadie se ha quejado, empezando por la vestimenta femenina en determinadas fiestas de guardar y parroquias y catedrales del sur durante el resto del año.



    4
    De: Mifune Fecha: 2006-10-18 00:42

    Para el que no lo sepa, me estoy refiriendo al luto exclusivamente femenino en muchos pueblos extremeños en Semana Santa (o el cambio en los hábitos de distensión juvenil durante esa semana por "no molestar" en otros lugares del sur) y, sobre todo, al tema ese de la falda larga y demás cosillas cuando se visitan conocidas catedrales o lugares como el Valle de los Caídos.

    Hace exactamente un mes nos quedamos sin entrar en la catedral de Sevilla porque una sonidista que iba con nuestro equipo no cumplía el rigor de que las mujeres no pueden enseñar pierna en sus visitas, por lo que decidimos no entrar ninguno.
    Unos turistas acababan de entrar en pantalón corto hortera de ese.

    La autocensura y la censura son peores aún cuando se popularizan o impopularizan a beneficio de terceros.

    Para mí, los "moros" y "cristianos" deberían haber ido por igual a NY, al igual que en Alcoy los hombres y mujeres también deberían participar por igual de esa fiesta, como en el tristemente célebre alarde de Irún y Hondarribia.

    Por cierto, qué manía tienen tod@s de celebrar guerras y tiros.



    5
    De: JMR Fecha: 2006-10-18 16:16

    Esta carta al director en 'El País' es bastante reveladora, viniendo de quien viene.



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 23.20.50.146 (d8078f4b56)
    Comentario

    portada | subir