Festina lente
ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

{Festina lente}

{ Bitácora de José María Romera. Artículos de prensa y otros escritos }

Archivos

<Agosto 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      


Documentos

  • Juego de palabras
  • Relaciones
  • Artículos
  • Varia

  • Blogalia

    Blogalia


    ©2002 romera

    Inicio > Historias > Juego de palabras: Cóctel

    Juego de palabras: Cóctel



    Tres son las acepciones de la voz «cóctel»: la primera, «bebida compuesta por varios licores a los que se suelen añadir otros ingredientes». En segundo lugar, por extensión metafórica, puede aplicarse también a cualquier clase de mezcla o combinación de elementos, especialmente cuando su uso o consumo pueden causar fuertes efectos (de ahí, por ejemplo, el «cóctel molotov», que tomó su nombre de Viacheslav Molotov, ministro soviético del ejército durante la Segunda Guerra Mundial). Y, aunque cada vez menos, se denomina también «cóctel» a una reunión o fiesta en la que se toman bebidas y aperitivos. El diccionario académico y el panhispánico de dudas aconsejan las grafías –y las correspondientes pronunciaciones- «cóctel» y «coctel» (esta última dominante en algunos países americanos), pero también admiten el originario inglés «cocktail».

    Así escrita penetró en el español a principios del siglo XX, procedente de Estados Unidos, donde ya se empleaba desde al menos un siglo atrás. No se sabe a ciencia cierta cómo nació la palabra. Parece evidente que se trata de un término compuesto de «cock» (gallo) y «tail» (cola), esto es «cola de gallo». Pero, como sucede siempre que se ignora la relación de una palabra con la cosa que designa, corren diversas versiones acerca de la anécdota que dio lugar a la denominación. La más extendida tiene un nombre propio: Betsy Flanagan, camarera de un bar de Nueva York, quien tenía la costumbre de adornar las bebidas con vistosas plumas de ave. Doctores tiene la hostelería que sostienen este origen, así que démoslo por bueno.

    Publicado en "Juego de palabras", del suplemento cultural 'Territorios' de El Correo, 18.1.06

    ____________________________________________________

    2006-01-19 17:44 | 3 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://romera.blogalia.com//trackbacks/36709

    Comentarios

    1
    De: Julio Suárez Anturi Fecha: 2006-01-19 19:34

    Estupenda reivindicación de la camarera.



    2
    De: Anónimo Fecha: 2006-01-21 01:38

    un margarita,nomás por favor



    3
    De: Anónimo Fecha: 2006-01-21 01:39

    que sean dos, compadre



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.80.30.49 (5bb9a9be78)
    Comentario

    portada | subir