Festina lente
ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

{Festina lente}

{ Bitácora de José María Romera. Artículos de prensa y otros escritos }

Archivos

<Septiembre 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  
             


Documentos

  • Juego de palabras
  • Relaciones
  • Artículos
  • Varia

  • Blogalia

    Blogalia


    ©2002 romera

    Inicio > Historias > NIEVE

    NIEVE

    Las estadísticas acaban de reconocer a nuestro país un dudoso honor: el de ser el primer consumidor de cocaína del mundo. Un estudio de la ONU recogido en el informe anual de la Fiscalía Antidroga nos coloca una décima de punto por encima de Estados Unidos, segundo en la lista, y con cinco de ventaja sobre el Reino Unido, bronce. Bueno, es un primer lugar que algo de positivo tendrá, aunque puestos a celebrar victorias uno preferiría las de Fernando Alonso - incluso tras la aldeanada de quienes le han concedido el premio Príncipe de Asturias de los Deportes-. Produce cierta grima pensar que una buena parte de tus compatriotas, de la gente con quien te cruzas por la calle o con quien compartes barra en el bar, de tus colegas o tus vecinos, pueda ir cargada de farlopa hasta las orejas. La cocaína, hasta hace bien poco considerada una droga para pijos y ejecutivos y fuera del alcance de la mayoría, se ha debido de popularizar mucho entre nosotros. Algo parece haber influido el hecho de que España es el principal apeadero de todas las rutas que traen y llevan la nieve por medio mundo. No hay semana que no salte la noticia de un alijo descubierto en un barco o en un avión, y no precisamente en cantidades que uno pueda llevarse a casa. Cuando tal cosa sucede, el optimista tiende a pensar que esas toneladas de droga requisadas a los narcotraficantes son toneladas de salud para unos consumidores a los que no llegarán. Pero el pesimista, que por desgracia suele acertar más en este punto, saca la conclusión de que por cada gramo capturado habrá kilos y kilos que sigan su curso como un río imparable. En ese río ya mete la nariz todo quisque, desde el truhán hasta el señor, desde el capo del cártel hasta el chico de los recados. Y, como la cocaína conserva una inmerecida buena imagen en el repertorio de las sustancias alucinógenas, se conoce que a lo tonto a lo tonto ya ha hecho parroquia en todos los rincones. El inca Garcilaso de la Vega contaba que al principio los conquistadores españoles se negaban a mascar las hojas de coca «porque les horrorizaban las acciones de todos los indios», pero que al final pasaron por el aro: «Hanse acostumbrado y aficionado a ello», eran sus palabras. Así que tal vez el primer puesto no sea tan casual, sino la consecuencia histórica de aquellos primeros escarceos con la plantita de las narices. Pero no se puede vivir con tanto veneno, ya lo canta Shakira. Como siempre, habrá quienes usen el dato como argumento para la legalización de las drogas y quienes se apoyen en él para exigir medidas prohibicionistas más rigurosas. Lo que nadie debería hacer es quedarse indiferente, como quien ve nevar y se limita a abrir el paraguas.

    Publicado en El Correo, 11.9.05
    _______________________________________________________________

    2005-09-13 13:33 | 2 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://romera.blogalia.com//trackbacks/32964

    Comentarios

    1
    De: Delfín Fecha: 2005-09-13 17:26

    Parece ser que el informe de la Fiscalía Antidroga aún no se ha presentado oficialmente. Es de suponer que, cuando esto ocurra y se dé más información sobre el asunto, los comentaristas de la prensa se ocuparán de él. A mí me parece raro que un dato así haya pasado tan inadvertido.



    2
    De: Pirx Fecha: 2005-09-13 17:42

    La cocaína no es un alucinógeno y su concentración de la sustancia activa no tiene mucho que ver con la de las hojas de donde se extrae.

    Convertirse en adicto es un proceso lento y costoso. Es probable que el alto índice de consumo no se deba a adictos, sino a consumidores ocasionales o, como mucho, "de fin de semana", que son legión.



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.81.59.211 (4111b4551e)
    Comentario

    portada | subir