Festina lente
ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

{Festina lente}

{ Bitácora de José María Romera. Artículos de prensa y otros escritos }

Archivos

<Julio 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            


Documentos

  • Juego de palabras
  • Relaciones
  • Artículos
  • Varia

  • Blogalia

    Blogalia


    ©2002 romera

    Inicio > Historias > Juego de palabras: Claro y contundente

    Juego de palabras: Claro y contundente

    Publicado en el suplemento cultural 'Territorios' de El Correo, 29.12.04

    Hay adjetivos a los que la costumbre ha unido en parejas lingüísticas de hecho, por lo general innecesarias pero justificadas por la intención de enfatizar una idea o cualidad (los tan machacones «puro y simple», «raudo y veloz») o por la muy castellana querencia a la rima («mondo y lirondo», «contante y sonante», «corriente y moliente»). Pero junto a éstos empiezan a circular otros binomios de adjetivos que ni amparan su nexo en la sinonimia como en los casos anteriores, ni guardan entre sí relación alguna como para mantenerlos siameses. Quizá el más significativo de todos sea el caso de «claro y contundente», aplicados a acciones, palabras, respuestas o iniciativas, generalmente políticas. El paciente espectador de las sesiones de la comisión parlamentaria del 11-M se habría percatado de la predilección de varios actuantes por su empleo a discreción; uno de ellos, y de manera destacada, el presidente del Gobierno. Es una moda que ha hecho furor. El buscador Google en la Internet encuentra la parejita «claro y contundente» en nada menos de 5.670 documentos, número que crece en el femenino «clara y contundente» (9.330 casos). Eso, sin contar los usos en plural que superan los 2.000. No es normal. Cierto es que cada cual es muy libre de aplicar a las cosas los adjetivos que se le antojen, que para eso están. Pero cuando un epíteto se convierte en recurso tópico, y más por partida doble, pierde su expresividad, se acartona y, lo que es peor, pone en evidencia al charlatán que lo emplea por simple inercia verbal.

    José María Romera
    29 diciembre 2004
    ___________________________________________________________________________

    2004-12-30 01:00 | 1 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://romera.blogalia.com//trackbacks/24875

    Comentarios

    1
    De: delfín Fecha: 2004-12-30 16:07

    En los pocos días transcurridos entre la redacción del texto y su publicación, los guarismos de Google se han elevado:
    masculino y singular: 6.340
    femenino y singular: 10.800
    plural (ambos géneros): 2.302

    ...quod erat demostrandum.



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.162.60.75 (adbd079796)
    Comentario

    portada | subir